Ventas: 55 7155.1744 | 55 2582.6384 | 55 7258.1210|info@abamexmexico.com

Es fruta fresca y natural a la que se le aplica un proceso de deshidratación o desecación reduciendo su contenido interno de  agua, pero conservando todas las virtudes, propiedades y vitaminas de la fruta fresca. Este proceso de deshidratación de las frutas era muy utilizado sobre todo en las zonas rurales de nuestro país para preservar las frutas e incrementar su duración.

En su elaboración se llega a reducir el contenido de humedad en el cuerpo de la misma hasta llegar a un 20% del peso. Este proceso de deshidratación tiene dos finalidades: Su conservación (alargar su vida útil) y reforzar su sabor.

Una característica común a las frutas deshidratadas o desecadas es su alto contenido en fibra que puede ir desde los gramos por cada 100 gramos. Con la eliminación del agua del interior de la fruta se detiene el crecimiento de los microorganismos que son los causantes del deterioro de la misma y de la putrefacción, pues las bacterias no pueden sobrevivir en este nuevo medio sin agua. Son fuente abundante de potasio, calcio, hierro y provitamina A.

Go to Top